Castellers de Vilafranca en Viñedos Freixenet México

Castellers de Vilafranca en  Viñedos Freixenet México

Los castillos humanos por primera vez en México

Tuvimos la fortuna de poder disfrutar en Querétaro, específicamente en los Viñedos Freixenet México de el espectáculo de los castillos humanos conocidos como Castellers, que son una expresión de la cultura catalana y forman parte del Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

En el evento se presentaron los Catellers de Vilafranca. Esta Colla (nombre que se le da a un grupo que hace «castells») se fundó hace 75 años y decidieron venir a México a celebrar su aniversario. Los Castellers de Vilafranca son una de las entidades más importantes y con más proyección de Villafranca del Panadés (municipio de la Provincia de Barcelona) y han representado a esta localidad en numerosas ocasiones en el extranjero.

Las collas están formadas por más más de cuatrocientos castellers y castelleres (persona que participa en una actividad castellera), de todas las edades. A todos les une la misma afición por levantar castells, los valores democráticos, la cooperación y el trabajo en equipo, el espíritu de superación constante, así como la esperanza de continuar en la cima del «món casteller»

Los diferentes grupos de Castellers se distinguen por el color de su camisa. La de los Catellers de Vilafranca es de color verde.

Aproximadamente unos  200 Castellers se presentaron en Freixenet México, entre niños, jóvenes  y adultos y deleitaron al público presente con diferentes castillos donde pudimos aprender más de esta extraordinaria tradición.

LA PREPARACIÓN

Una peculiaridad de los castells es que cada construcción tiene su propio nombre, formado por la combinación de la anchura del castillo y su altura.

Un castell se compone de las siguientes partes:

  • La piña: formada por un grupo numeroso de castellers que dotan al castillo de una sólida base.
  • El tronco: la parte central del castillo, que puede ser de altura variable; y en la que cada piso toma el nombre según el nivel: los bajos, segundos, tercios, cuartos, quintos o sextos.
  • El pomo: formado por cuatro niños, configura los tres últimos pisos del castillo.
  • Los doses: el primer nivel del pomo, formado por dos niños.
  • Aixecador: también llamado acotxador o cassoleta, es un niño que se coloca sobre los doses agachado.
  • Enxaneta: el último piso de un castell, el niño que corona la torre y que al levantar su brazo certifica que la construcción ha sido finalizada correctamente.

La música juega también un papel importante: El “Toque de castillos” que indica el levantamiento del mismo. El “Toque de vermut” es el que finalmente pone el punto y final a la actuación e invita a romper filas.

Como los lectores podrán imaginar, es difícil ver a los Castellers fuera de su país, por lo complicado de trastadar a tantas personas. Pero para todos aquellos que no tuvieron la fortuna de disfrutarlos en México, aquí les compartimos algunas imágenes.

Aprovechamos para agrader a los Catellers de Vilafranca su visita a nuestro país y a Freixenet México encabezada por Meritxell Ricarte y Luis Raventós, por abrirle sus puertas y permitirnos disfrutar de esta maravillosa tradición.